Ven y enloquece

Ven y enloquece
Aunque este blog lo firme Nino Ortea, pertenece a quienes lo sentimos nuestro al leerlo.

martes, 3 de agosto de 2010

Rapsodia

Donde busqué el placer, he encontrado la destrucción.
Un destino incierto me espera tras vivir noches salvajes.

La inmortalidad se sustenta en los recuerdos más que en los actos.
Seremos cenizas en el crematorio del tiempo y nuestras acciones polvo en el viento, pero otros reflejarán nuestros claroscuros.
Y es allí, frente a las sombras de lo vivido, donde ya ahora soy un gigante.

Quizás me he equivocado
pero sé que he disfrutado.
Todo tiene un final, incluso lo que parece que ha comenzado ayer.
Any way, the wind blows.