Ven y enloquece

Ven y enloquece
Gracias por todo el afecto que me habeís dedicado durante esros 10 años.

domingo, 1 de abril de 2018

Recortes de marzo, 2018

Hola, éstos son algunos de los comentarios que compartí en blogs amigos durante el pasado mes de marzo.
El criterio para su selección ha consistido en un ejercicio de mi capricho.
Gracias por tu compañía, atentoLector.


Buenos días, Carmen:
Mi corazón y mi cerebro hablan idiomas distintos. Son contadas las veces en las que mi ánimo logra comunicarse con ambos a la vez. Las pocas grandes decisiones que he necesitado tomar en mi vida las he tomado en su mayoría guiado por el corazón, o incluso las tripas. No sé qué me guiará ante las incertidumbres próximas.
Curiosamente, al envejecer mi cuerpo ha sido el cerebro el que ha empezado a operar donde antes campaban las ganas. Y, para mi sorpresa, este proceso cerebral se ha traducido en un progresivo aislamiento de mi entorno social, donde apenas encuentro estímulo intelectual.
Un gran abrazo, Carmen.



Buenas tardes, Clarisa:
Te escribo desde la emoción y el respeto, quizá como nunca lo había hecho antes.
Me emociona el anuncio de tu silencio, emoción dolorida ante la incertidumbre que me produce el temer que lo provoque alguna causa ajena a tu voluntad. No oculto Clarisa mi admiración por ti como escritora, y el aprecio sincero hacia tu persona.
Mi emoción se vuelve agradecida al leer que me invocas como “hermano”. Me siento honrado de formar parte de una estirpe literaria en la que me consideras un semejante.
El respeto hace que corresponda a tu voluntad de silencio en tu volver al blanco de las nubes. Entenderé ese silencio como un eco de tranquilidad, de calma y sosiego.

Aquí estoy para lo que me necesites, compañera, hermana.
Os deseo lo mejor.
Ahora y siempre:
GRACIAS, Clarisa por mostrarme tanto afecto.



Buenos días, Sylvia:
Gracias por tu introspección, escrita en tono personal y con un espíritu abierto que lleva a unirse a ti, en mi caso como aprendiz de funambulista.

Adoptar resoluciones trascendentales llevado por el impulso es algo habitual en mí; y la verdad es que no me arrepiento del resultado de la mayoría de estos arrebatos. Digamos que el impulso me ayudó a recorrer el alambre vital sin sufrir tantas caídas como anunciaba mi impericia.
Ahora, avanzado en la segunda mitad de mi vida, camino despacio. Curiosamente, la consciencia del vértigo de mis actos y las consecuencias de mis anteriores funambuleos inconscientes, me hacen temer una nueva caída que me desequilibre para siempre.

Feliz jueves, Sylvia.
https://turnback1.blogspot.com.es/2018/03/equilibrio-emocional-relatos-jueveros.html



Buenos días, Mucha:
Y el humo que exhalará mi mirada será lento, pausado, pues estaré absorto observándote. Mi mente estará llena de presente, del regalo de tu compañía. Mi vello se erizará al sentirme cerca de tu cama. A juicio de otros seré sólo un cartel, pero en nuestro delirio sabremos que soy un cartel enamorado.

Feliz jueves, Mucha.
http://recomenzar.blogspot.com.es/2018/03/la-pintura-ya-esta-terminada.html



Buenas tardes, Pitt:
Me he quedado maravillado por el ingenio con el que has construido tu reflexión: no es fácil, al menos no lo es para mí, hablar claro a la vez que uno se expresa de manera avispada.
El lenguaje, como la vida, está lleno de contradicciones. Por eso son muchos los vivales que se aprovechan de su lengua para sacárnosla (la lengua) mientras nos hablan de manera amable y conciliadora. Yo quiero ser uno de ellos (de los saca lenguas), pues por contar mi verdad me castigan por lenguaraz. Yo también quiero estar con los ganadores, para ver si recupero las ganas permanentes de revisar lo que afecta a los demás y a mí no me incumbe.

Espero no estar de más al darte la razón.
Un abrazo revisable. Lo permanente es mi aprecio.
http://elmisantropodigital.blogspot.com.es/2018/03/derogacion-de-la-ley-de-prision.html



Buenas tardes, AtHeNeA:
Me reconforta tu buena salud física y mental.

Es bueno ejercitar el ingenio, mostrar músculo cerebral sin tener intención de exhibirlo, dejarse llevar allí donde la creatividad nos lleve. Conocer la opinión que los demás tienen sobre nuestros actos sociales es algo beneficioso, siempre y cuando esa opinión les llegue desde los sentimientos, y no desde los prejuicios.
Hay mucho lector disfrazado de cordero, que es  en realidad un macho cabrío que enviste contra nuestras ilusiones con la testuz cornamentada de su realidad. No nos entienden, no se toman la molestia de intentarlo, y nos atacan por no ser como ellos quieren que seamos.
Las pieles humanas no son vestidos sintéticos para ajustarse a un patrón industrializado. Cada uno siente las cosas como las siente, y las cuenta como le parece. A quien tiene a bien aparecer por nuestros blogs, bienvenido. Pero que no espere que nuestra piel creativa enfunde su vida sin ilusiones, y que no nos despelleje por ser sensibles ante lo que a él lo embrutece.

Un abrazo de piel a piel, compañera.
https://athenea-isladeluz.blogspot.com.es/2018/03/reflexionario-1.html

24 comentarios:

  1. En este repertorio queda claro cómo das valor a lo que lees y a quien lo escribe.
    Es maravilloso tenerte y contar contigo, amigo Nino.

    Mil besitos para ti y muy feliz inicio de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Auroratris:
      Este repertorio es una mera muestra de la capacidad inspiradora que encuentro en leeros. Es gracias a vuestra capacidad comunicadora que logro encontrar mi voz plural, lejos del discurso del 2yo, mi, me...”
      Un abrazo, inspiradora Auroratris.

      Eliminar
  2. Una gran idea la de publicar esta compilación de comentarios tuyos.
    Entiendo eso de no encontrar estimulo en el medio que rodea. Creo que tal vez tus emociones y tu razón se pusieron de acuerdo en aislarte. A veces, puede ser necesario.

    Salvo por algún comentario desagradable, que he borrado por ser insultante con alguien más, no he tenido esos inconvenientes. Tengo lectores de lo mejor, que saben escribir muy bien.
    Noto que que gente interesante te comenta.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Demiurgo:
      Sí, sois gente interesante la que me comenta. Y a la vez sois personas sugerentes e individualidades variadas. Es reconfortante como persona y estimulante como escritor el contar con vuestra presencia en mi vida.
      Para mi suerte, son muy pocos los comentarios malintencionados que he recibido en estos 10 años, de ahí que no haya necesitado poner ningún tipo de control sobre ellos. Si por defecto tengo desactivada la opción de comentarios es como consecuencia de las limitaciones de acceso a Internet que me lastraron hasta hace poco más de un año.

      Un abrazo, compañero Demiurgo.

      Eliminar
  3. Es una gran idea. si si, muy bueno el seleccionar algunas cosas de tu propio blog y reciclarlos en una nueva entrada.

    ¿elegiste esos por algún motivo en especial o es como dices simple capricho?
    Porque todos tienen algo interesante

    Abrazos rocanroleantes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buenas, Frodo:
      La verdad es que esta idea es resultado de escuchar una sugerencia de una persona a la que le gusta más lo que escribo como Nino que lo que firmo como Nino Ortea. Afirmó sentir curiosidad por saber qué comentaba en vuestros blogs, y, me pareció conveniente evitar que la curiosidad matara a una gatita tan vivificadora.

      Mi criterio de selección es aleatorio en lo personal y fortuito en lo maquinal: la selección no obedece a ningún criterio, pero los comentarios necesito haberlos hecho desde mi pc. Por ejemplo, ahora estoy escribiendo desde un ordenador público, por lo que si tengo tiempo para comentaros no guardaré copia de esas palabras.
      Cuando llegué a la Blogosfera lo hice sin papeles, tomando prestada señal wifi ajena. Esa realidad se mantuvo durante mucho tiempo, lo que llevó a que me acostumbrara a escribir mis comentarios en el procesador de textos para evitar perderlos en alguna de los procesos de desconexión que me acontecían a diario.

      Aunque ahora paga mis facturas y deudas, mantengo mis costumbres y suelo escribiros desde el pc, por lo que guardo durante un tiempo esos archivos con nuestras conversaciones.
      Al compartirlos busco acercar otros blogs a quienes lo sois de éste.

      Un abrazo rocanroleante, Frodo.

      Eliminar
  4. Qué buena idea esta sección de recortes! Siempre pienso que tus comentarios merecerían estar en un post porque es una pena que se queden solo allí, en las respuestas... (al menos yo, no suelo leer comentarios de otros blogs, solo los míos... :S) y parece que me "has leído" la mente jajaja
    Me alegro mucho :)
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Sylvia:
      Gracias por tus constantes palabras de aprecio.
      Mis comentarios son resultado del estímulo que encuentro en vuestras palabras, tanto en las que me dedicáis en este blog como las que nos regaláis en los vuestros.
      Para mi sorpresa, hay personas que prefieren mi voz en los comentarios,más realista, que la de los textos, normalmente literaria. A estas alturas, constatar este hecho me ha llevado a replantearme la manera en que debo “entonar” mi voz,si usar un tono donde la realidad vibre más que el deseo.
      Al igual que tú no leo los comentarios ajenos. Me lo impide el respeto. Aunque son palabras escritas en público no van dirigidas a mí, por lo que no las leo. Hacerlo sería lo mismo que escuchar las conversaciones que otros mantienen en la barra de un bar.
      Te deseo un feliz martes, Sylvia.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Una bellísima selección que has hecho eligiendo tus respuestas, la verdad es que siempre escribes comentarios o respuestas de lo más originales y bellos, es un gustazo leerlos, gracias por compartirlos, una muy buena idea la tuya, Nino.

    Besos y feliz noche.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días,María:
      Como siempre, leer las palabras que me dedicas ha embellecido mi sentir, lo ha despejado de esas pequeñas impurezas que conlleva transitar por el día a día.
      La originalidad en mis comentarios es resultante del carácter único de las personas que los inspiráis. Un proceso comunicativo es un acto compartido, y en nuestras conversaciones sois vosotros quienes iniciáis y establecéis el tono afable,pues lo mío son meras correspondencias a vuestras palabras.
      Gracias, María.
      Feliz martes.

      Eliminar


  6. Es bonito leer tus comentarios porque hablan de cómo eres tú personalmente, de tus sentimientos, tus dudas, preocupaciones, etc.

    Haz que se acerque más tu cerebro a tu corazón, pues tienes un corazón sencillo y bello que lo que decida será bueno. Por supuesto la inteligencia de tu cerebro añadirá fuerza a todo lo que emprendas.

    Creo que es bueno el trato con los demás, aunque a veces haya cosas que nos puedan resultar hasta molestas.

    Me gusta el respeto por el otro, siempre nace de la sencillez y en la sencillez radica todo lo mejor del ser humano.

    Yo creo que no hay que dominar los impulsos, a no ser que nosotros mismo sepamos que no son buenos.

    Caminar despacio es bueno para poder disfrutar de todo lo que acontece a nuestro alrededor, para empaparnos del sentimiento que nos producen las cosas.

    No temas nunca las caídas, de todas te puedes levantar, y con el tiempo se quedan en anécdotas de las que algo aprendimos.

    Qué bonito es el amor, verdad?

    No es malo el ejercicio de revisar que les afecta a los otros aunque no nos incumba para nada.

    Me ha gustado mucho eso de mostrar músculo cerebral sin tener intención de exhibirlo. Todo lo que se exhibe con intención nos hace más pequeños. No es necesario exhibir cuando nuestro comportamiento lo va a dejar ver todo. La grandeza de las personas es elocuente por sí misma.

    Qué malos son los prejuicios… Está bien no ser como a los demás les gustaría que fuéramos. Tienen que aprender a querernos y aceptarnos tal y como somos.

    Muchos besos, Nino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola de nuevo, Carmen:
      Creo que más de una vez me has leído que me considero un hombre con suerte, el contar con tu compañía es una prueba real de esta afirmación. Eres una persona con gran humanidad y de una sensibilidad inquieta, alguien dispuesto a entender las razones ajenas, aunque una mayoría social las considere delirios. Únele que eres una escritora con una riqueza expresiva y con una amplia variedad de inquietudes. El que me dediques tanto tiempo de lectura y conversación es para mí una suerte. Gracias, Carmen.

      La inteligencia se aplica en la vida, no en los test. Y creo que la mayor prueba de inteligencia es la capacidad de adaptación a los cambios vitales. Mi vida ha sido tranquila, sin apenas cambios de fondo o forma. Y, a estas alturas, confío en que mi inteligencia se quede por probar.
      Pido y practico el respeto, aunque eso me lleva a cierta imagen pública de engreído, pues soy el primero que se respeta. Únele mi natural impulsivo, no soy persona cerebral, lo que hace que mis reacciones frente a lo que siento como agravios sean directas y resolutivas.
      Viví de prisa, de ahí que haya erosionado mi cuerpo. Por suerte, mi ánimo no se cansó de tanto acelerón. Las recaídas anímicas no me preocupan, las veo como un mero hecho casuístico de vivir con curiosidad.
      Sí, Carmen, el amor es bonito. Pero, ante todo, es real; lo que lo convierte en la mayor fuente de esperanza.
      El exhibicionismo es un acto vulgar, un recurso de mediocres y abusones. Si te das cuenta, son muchos los miserables que exhiben sus prejuicios para sentirse parte de una mayoría de paletos, no se dan cuenta de que sus actos grandilocuentes los revela como ridículos.

      Muchas gracias por quererme y aceptarme, Carmen.
      Te deseo lo mejor, compañera.

      Eliminar
    2. Gracias siempre por tus palabras… Siempre son bonitas.

      Sí, adaptarse si requiere inteligencia, pero seguro que hay muchas cosas más en las que se demuestra y la tuya ya está probada. Yo te considero inteligente.

      Respetarse uno mismo, como tú haces, creo que es esencial, de esa manera todos te respetarán. No eres engreído, para nada, todo lo contrario, eres una persona sencilla, lo que te hace mucho más grande aún. Tu natural impulsivo nunca lo dejes morir, eso es un regalo.

      Es bueno vivir de prisa, la vida es corta y hay que vivirla intensamente.

      Sí, es totalmente ridículo el exhibicionismo, a mi no me gusta nada.

      Muchas gracias a ti y muchos besos.

      Eliminar
    3. Amiga Carmen:
      Sinceramente, no me adapto a lo impuesto o a lo forzado. Me dejo llevar por situaciones y me incorporo a proyectos, pero siempre mantengo una autonomía. Gracias por considerarme inteligente, el que me lo digas en público es algo que me sorprende, pues no estoy acostumbrado. En lo intelectual no soy inteligente, pero sí inquieto. En lo emocional soy consecuente con mis sentimientos, pero no tengo mano izquierda y no doy mi brazo a torcer, considero que no recurro a la inteligencia emocional en mis relaciones, hay una desconexión en mí entre lo que sé que debería hacer y lo que hago. No negocio con los sentimientos y eso me lleva al desequilibrio en las relaciones. Hay momentos en los que temo estar respetándome demasiado. pero en general percibo que la gente se respeta muy poco, que se fgalsean para buscar la aceptación ajena, para integrarse, para que no se les vea solos. y yo opto por estar solo antes que por estra aburrido, descontento o embrutecido.

      Sinceramente, Carmen, me sorprende el interés afectuosos que muestras hacia mí, un extraño en el Paraíso. Es algo que me reconforta como persona, pues veo en la generosidad de tu afecto un brillo de humanidad que me atare hacia la luz de un Cibermundo del que, como bien sabes, recelo bastante. Sin embargo, nuestras conversaciones hacen que venga a él como persona y no como personaje literario.
      Gracias sinceras por humanizar mi interacción en Internet, conversadora Carmen.
      Feliz noche,

      Eliminar

    4. No siempre las personas inteligentes se lo consideran a sí mismos. Yo sigo pensando que lo eres. Tener inquietudes siempre es bueno, es la manera de poder hacer algo en la vida.

      Yo creo que a todos nos pasa un poco eso de saber lo que tenemos que hacer y hacer algo diferente. Hay cosas que hay que aprenderlas y para ponerlas en práctica hay que hacer hábito. Esto cuesta bastante, por eso solemos hacer lo que nos nace y ya está.

      Pienso que los sentimientos nunca se deberían negociar.

      Y sí ,es verdad que hay personas que intentan hacer cosas para poder caer bien, pero eso es un error; es preferible tener menos personas que estar siempre fingiendo ser alguien que no eres. Además yo creo que cuando uno se atreve a ser como realmente es, termina siendo más querido que de la otra forma.

      Eres una persona con la que da gusto hablar, pero cuando veas que te quito mucho tiempo, me puedes mandar a la porra, eh? :)

      Muchas gracias a ti por todo, siempre es un placer leerte.

      Muchos besos, Nino.

      Eliminar
    5. Buenos días, Carmen:
      Como bien sabes, el concepto de inteligencia ha fluctuado bastante a lo largo de las últimas décadas. Incluso puede que se haya devaluado, pues encuentro sorprendente la cantidad de personas que justifican sus fracasos escolares en su desacreditada condición de “superdotados”. Yo, lo admito: soy un mal estudiante y tengo limitaciones intelectuales muy marcadas –por ejemplo, se me dan mal los conceptos geométricos más simples o el dibujo sencillo–. Inteligente no es un adjetivo que, hasta ahora, me haya definido; aunque el que alguien como tú, que me valora sin prejuicios, me adjetive así, es algo que me estimula. Gracias.

      Soy alguien con un don natural para hacer lo que siente, sin reparar en si es lo conveniente para ese momento o situación. Obviamente, acumulo la suficiente experiencia vital como para saber cuándo debo desnaturalizarme o, simplemente, acatar normas sociales. pero eso lleva a que me sienta incómodo e introvertido; por lo que, siempre que puedo, evito formar parte de disposiciones sociales que me incomodan. Por ejemplo: pese a mi intermitente condición de desempleado, hay sectores laborales en los que no busco trabajo, pues sé que me alteraría y no sería capaz de desarrollar las funciones que se me asignasen.
      Nunca me quitas tiempo, Carmen, me das ilusiones y ganas de compartir. me considero un conversador ameno, pero para ello necesito contar con un interlocutor que también lo sea. y tú lo eres compañera. Además, no tengo problemas en decir “no” cuando lo considero apropiado, ni en priorizar lo importante frente a lo placentero. Por suerte, conversar es tan prioritario como placentero (evita que nos sintamos islas, entretiene construyendo puentes)
      Un cálido abrazo, compañera conversadora.

      Eliminar
    6. Es que la inteligencia no está reñida con ser un mal estudiante o tener manía a diferentes materias…

      Está bien eso de evitar lo que te incomoda… cuantas menos cargas tenga uno de ese tipo, mejor. Mientras puedas vivir sin hacer esos trabajos para los que no te consideras preparado, pues mejor, hay muchas opciones y se pueden buscar muchos caminos.

      Pues muchas gracias por tus conversaciones  Es un placer.

      Un beso y un abrazo, Nino.

      Eliminar
    7. Buenos días, Carmen:
      Opino lo mismo. Es más, creo que el rendimiento académico más que una muestra de nivel de inteligencia intelectual es un baremo de la capacidad de adaptación al medio. Pero, en mi caso carecí de inteligencia para afrontar de una manera menos accidentada todo mi largo proceso académico (desde los 5 hasta los 25 años).
      Provengo de una familia de economía humilde, en la que sin pasar necesidades se economizaba toda fuente de gasto. Aprendí a vivir con menos posesiones que la mayoría de mis amistades. Por otra parte, vivo una vida alejada de los modos y maneras que siguen la mayoría; por lo que puedo permitirme vivir una vida cómoda sin poseer la mayoría de las comodidades que mis semejantes consideran imprescindibles. Eso explica que pueda rechazar ofertas laborales que no me atraen o que sé que me traerán problemas éticos.

      El placer conversacional es mutuo, compañera.
      Un abrazo cálido, Carmen.

      Eliminar
    8. Dicen que no es más rico el que más tiene, sino el que menos necesita. Es bueno aprender a vivir sin grandes lujos. En realidad, para ser feliz no se necesita casi nada y cuántas más cosas tenemos, más infelices somos, porque siempre queremos más y más...

      Yo creo que es que tu has sido tú mismo desde pequeño, o sea que has querido hacer siempre lo que te parecía y no lo que te decían que tenías que hacer :)

      Muchos besos, Nino.

      Eliminar
    9. Buenas tardes, Carmen:
      Creo que has expresado a la perfección una de las máximas para la felicidad humana: disfrutar con lo mínimo.
      Feliz domingo, Carmen.

      Eliminar
  7. En cada comentario que dejas, con intención o sin ella, siempre queda la marca de un sello que te caracteriza.
    No puedes ocultar tus sentimientos, dejas que tu corazón sea el que guíe tu pluma y eso es de mucho valorar y agradecer.
    El tener libertad para poder expresar lo que sentimos, sin temor a que nos pongan barreras, es algo que todo escritor debe lograr y tú, además, sabes transmitirlo a la perfección para que llegue al corazón del lector.
    Por todo ello, aquí dejo mi admiración y agradecimiento.
    Kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Kasioles:
      Hace poco tiempo que nos conocemos, sin embargo nos sentimos muy próximos. Quizá el tiempo, como todo lo que se cuenta con unidades artificiales, pierda su valor al contrastarlo con lo real: un año pasa volando, un aprecio se queda para siempre. Gracias por dedicarme tu aprecio, Kasioles.
      Mi escribir público habla de mi sentir íntimo, por lo que mis comentarios apalabran la manera en que me hacen sentir vuestras emociones: vosotros sois la música, yo soy la letra. a mí me limita un idioma personalizado, a vosotros os universaliza un sentir humanizado.
      No soy nada sin libertad, lo soy todo en la libertad compartida. Te considero un modelo de escritura libre, tienes una impronta innegable. De ahí que te agradezca tanto el que me consideres un igual en el ejercicio de la libertad sincera con el sentir propio y respetuosa con la sensibilidad ajena.
      Un gran abrazo, mi admirada compañera.

      Eliminar
  8. Gracias, estimado Nino por tus comentarios en mi blog y el ánimo que siempre me das. Si te soy sincera, siempre han sido tus palabras un estimulante para mi orilla literaria (algo que esperaba/espero, con impaciencia como ese regalo que no sabes si mereces). Gracias por ese enriquecedor interactuar que ha logrado crear un vínculo más allá de nuestras palabras.
    Esta idea me ha parecido genial, como todo lo que inventas.
    Abrazos y feliz semana para ti y los tuyos.
    Seguiré leyéndote y disfrutando de tu creatividad literaria. Gracias por esta ventana de luz...



    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Clarisa:
      Por favor, no me agradezcas el que haga lo que para mí es beneficioso: me viene bien tener en mi vida a personas de tu valía humana. Sumémosle el que no niego mi admiración por ti como escritora, con lo que la conclusión es que el (re)leerte tiene un efecto beneficioso para mi realidad vital y para mis sueños literarios, compañera.
      Los mejores regalos de la vida son impagables, el habernos conocido es uno de ellos. créeme que, pese a que has dado muestras probadas de tu aprecio hacia mí, cada vez que leo uno de tus comentarios mi día se vuelve redondo, y en las tardes siempre es temprano para ensdoñar (creo que sabes que evito Internet por las noches, por lo que vuestras palabras siempre aportan luz a mis días).
      Somos idealistas, aceptamos la realidad sin subordinarnos a ella salvo cuando es cuestión de supervivencia. Quizá por ello nuestras ideas son siempre un desperezarse frente al bostezo de la monotonía, y tiene el efecto contagioso de buscar ser todos sin dejar de ser nosotros. al reproducir mis comentarios busco despertar la curiosidad hacia los textos que me originaron la conversación entre iguales.
      Gracias por encontrar un momento para acercarte, leer y conversar, Clarisa.
      Os deseo lo mejor, empezando por un desayuno con diamantes de una sonrisa abierta y sonora.
      Un gros câlin, mon cherie amie.

      Eliminar

Hola, gracias por tu tiempo de lectura.