Ven y enloquece

Ven y enloquece
Fotocomposición a partir de una imagen de Eva Green en la película “The Dreamers”

lunes, 8 de septiembre de 2008

El blog por mí vivido 001

Bueno, una vez más estoy aquí para hablar sobre mí.
Y una vez más voy a hacerlo con la voz de mi heterónimo más conocido: el titular de este blog.
Quizás con la vejez me estoy volviendo redundante, pero os recuerdo que YO no soy Nino Ortea. Es más ese nombre no existe más alla del soporte de las palabras.
Mi YO ciudadano, o profesional, se llama Marcelino Ortea; mi YO amigo, o amante, se llama Nino. Sin apellidos. Así lo quiso mi añorada madre.
En algún momento del siglo pasado nació Nino Ortea como expresión de mis inquietudes creativas. Ahora este distintivo ha encontrado su parnaso en Internet.
Nunca más lo volveréis a ver en negro sobre blanco.
En ese sentido, he aprendido la lección. Si vuelvo al mundo editorial lo haré usando armas que me permitan defender lo creado.
En ese aspecto, me he vuelto más fuerte gracias a lo que casi mata mi ilusión y anula mi autoestima. (Tranquila, Desdentada, no me refiero a ti, si no a ellos ¡que son más feos!)
Nino Ortea vive entre mi realidad y mis deseos. Duerme allí donde anida mi pasión, no su olvido. Siente con entusiasmo desmedido. Procura no ducharse solo, para aprovechar el agua. Los días que empiezan por consonante, quiere a los que lo quieren.
Aunque tiene mucho de Peter Pan, ya se cansó de luchar con su sombra. Se ha hartado de que Wendy le cerrara las puertas del balcón en sus narices. Así que ya no tiene sentido que la presunta madura espere cada noche a que llame a su ventana. El inmaduro no volverá.
Ha encontrado el camino de vuelta a la felicidad. Ha hecho de Ven y enloquece su Nunca Jamás.
Este Nino Ortea se ve como King Kong cuando mira, narciso, su reflejo en el estanque. Al igual que él, puede ser obsesivo, agresivo, y torpe, muy topre. Al igual que Kong, no le teme a nada, y de ahí sus cicatrices. Al igual que el gran simio, nunca aceptará que lo encadenen, ni que lo exhiban. Al igual que el gorila enamorado, se encaminará lúcidamente hacia su autodestrución.
Ahora, King Kong ha vuelto a nado a su Isla de la Calavera. Ahora, puede caminar descalzo sin temer a los cristales.
Pero Nino Ortea tiene también una parte de vosotros, lectores. Del cariño que le mostráis. De ese compararlo con personajes ficticios, o de preocuparos por su estado emocional. Es en vuestros sentimientos donde encuentra la razón para existir. Es vuestra complicidad lo que lo hace que renazca cada mañana.
Sin vosotros yo sólo sería Marce, el profe; o Nino, el colega.
Sin vosotros mi voz no se debería a nadie. No hablaría. No escribiría.
¿Os he dicho alguna vez que amo las palabras?

Tranquilos, yo estoy bien; así que él está mejor.

Hace tiempo que mi autoestima recupera un miligramo cada día.
Hace casi dos meses que vuestra compañía silenciosa me arropa. Saberse querido es algo necesario. Gracias.
El que haya colgado mi excesivo estudio sobre Elric ayer, no es algo casual. Aquellos que lo hayáis intentado leer ayer quizás entendáis mejor lo que escribo ahora.
Los que lo consultéis mañana, comprenderéis mi hoy.
Mi artículo sobre Elric fue saludado con silencio por aquellos a los que se lo regalé para su publicaión.
Su afonía me llenó de dudas.
Era la segunda monografía que les entregaba, y nuevamente no escuché las palabras ánimosas o críticas que esperaba. Creo recordar comentarios perdonavidas. Aunque he de reconocer que mi memoria es selectiva. Y más respecto a los miserables.
117 personas leyeron ayer —domingo veraniego— en apenas 6 horas mi artículo colgado en Internet. El mismo artículo silenciado en su versión impresa. Curioso, ¿verdad?
Recuerdo que su silencio me llenó de inseguridad. No podía dedicarle más de un mes a crear un exfuerzo comunicativo fallido. Decidí olvidar mis beleidades analíticas, y centrarme en mis inquietudes vitales.
Hablar de Tebeos, Cine o Literatura, es hablar de Vida. Decidí hablar del Arte como parte fundamental en mi vida.
Cambié. Evolucioné. Su silencio me llenó de voz.
Con el tiempo me hablarían personas sobre lo mucho que les había gustado el artículo.
Manuel Barrero, un gran apasionado del mundo del Cómic, y uno de los más reputados estudiosos nacionales del genero de Espada y Brujería, me trasmitiría su admiración por mi trabajo.
Rodolfo Martinez, uno de los mejores escritores españoles actuales de Ciencia Ficción, y ganador del Premio Minotauro, me felicitó por mis artículos.
Para entonces, preso del ruido y la furia, me encontraba en la cúspide del Empire State. Batallaba con avionetas imaginarias para olvidar el vació que me rodeaba.
La ley de la gravedad cumplió su cometido.
Mi vértigo me dominó.
Me despeñé.
Toqué fondo.
Besé el asfalto.
Me dormí sobre él.
De vuelta a casa, dolorido, bacilante y desaseado, empecé a darle vueltas a una idea.
Desarrollé un plan de crecimiento vital.
Lo encarné en un blog.
Y entonces, llegastéis vosotros, queridos lectores.
Pero ésa es otra historia, que os contaré antes de que todo cambie. Compartiré con vosotros la génesis impulsiva, y el desarrollo placentero, de Ven y enloquece.
¡Ahora, me muero por levantarle la falda a la Luna!
Recordad, todo va a cambiar para mejor.
Os lo aseguro.

Marcelino Ortea. Gijón, 8-IX-08.


8 comentarios:

  1. Buenos dias, Nino

    Me reafirmo, cada dia stas mas Bowie. Tu creatividad y capacidad camaleonica de escribir es brutal.
    Hacia añisimos que no menganchaba a algo como lo estoy a tu blog.
    Este blog por nosotros vivido es algo muy especial.
    No dejes que decaiga.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Aunque nunca te lo he comentado antes, tienes una gran habilidad para elegir las fotos que encabezan tus artículos. Casi siempre dibujos, caricaturas o fotos de rubias muy guapas.
    Mi preferido es este: Dorian Gray

    Lo bueno de vivir en Nunca Jamás es que puedes vivir tu vida como te apetezca, no como se supone que un "adulto" debe hacerlo.

    Espero tus nuevos proyectos creativos para el blog y mientras tanto te felicito porque todo te vaya tan bien y tu número de lectores siga aumentando.

    Me parece muy sabia la reflexión de Nacho, ahora estoy casi seguro de que no hay vuelta atrás. Acabas de cruzar el Rubicón
    Alea iacta est

    ResponderEliminar
  3. Bueno, he leído tu articulo de Elric y no me parece pesado como me comentaste. He alucinado conociendo mas a Moorcock, he disfrutado recordando a Elric con tus descripciones y sabiendo de su formato en historieta.

    Ojala hubiera mas comentarios sobre otras obras como esta que has hecho tu, a veces uno busca opiniones y comentarios sobre obras en las que se quiere sumergir, pero en el fondo no pasan de ‘para mi fue buena o mala’ y se acabó. La tuya me parece muy completa y lo único que criticaría es la falta de algún aviso sobre los “spoilers” que hay por ahí. A la gente que no conoce la obra y quiera disfrutarla al máximo esto le puede molestar.

    Espero ansioso esas publicaciones esporádicas sobre otras lecturas como comentaste y te agradezco tus notas sobre Rivia y Cooper.

    Por cierto, trabajo a turnos, así que no siempre es de noche como en tu hotel, y como el trabajo es llevadero tengo tiempo para otras cosas, como el ingles y sentir que aprovecho el tiempo, a ver si algún día puedo leer los libros en VO como tú.

    Y respecto a la sonrisa de mi hija, no lo imagines, es verdad, es mejor que cualquier compendio vitamínico y es necesario porque el curre que lleva implícito se las trae.

    Se que tu decidiste no tener hijos, tus obras no pueden sonreírte al llegar a casa, pero todos nosotros, sus lectores, si.

    Te mando mi más calurosa sonrisa y un guiño de suerte para esa falda de la luna o de quien sea.

    ResponderEliminar
  4. Hola, Nacho:
    Una vez más, tus comentarios son concisos y llenos de lucidez. Contando con tu permiso, voy a usar el último coma partitura.

    Siempre existe un punto de inflexion que marca el antes y el despues,creo que a ti Nino te ha llegado.

    No lo sé, Nacho, la verdad. Muchas veces temo que mis textos sean en realidad un elogio a mi locura. Que sean una mera capa de barníz que disumala mis betas carcomidas.
    Me siento bien, mejor de lo que lo he hecho en años. Pero tengo miedo de que todo sea un nuevo truco de este mestro de ilusiones que puedo llegar a ser respecto a mi realidad.

    Alza el vuelo Batmito y no mires atras.

    ¿Sabías que Batmito fue una mascota sesentera de Batman? Era un murcielaguín con su propio traje de caballero azulado.
    ¡No me quites el placer de mirar hacia atrás cuando lo de adelante me llamó la atención!

    Por cierto ten cuidado y no levantes la falda equivocada.

    Hablando de eso. Me acuerdo una vez, cuando salía con la más loca de las gemelas Twins, que mientras cenábamos, sentí una caricia bajera.
    Disimulando que se me había caido un guisante, me agaché. No sé si perdí la orientación, o me dejé llevar por Fatos, el caso es que acabé….

    Esto, creo que mejor lo cuento sin niños delante

    ResponderEliminar
  5. Buenas!
    Soloun comentario breve en este post: no se por qué, pero me da que puede servir de ayuda a gente que esté baja de ánimos, aunque sea solo por mimetisto y ver que alguien sale a flote.

    Es lo que nuestra sex symbol La Alcaldesa llamaría: La iNinoTerapia!!

    (póngase la dentadura, señora)

    :D

    ResponderEliminar
  6. Hola Nino.
    Se que no te gustan los anonimos, asi que te dire que me llamo Manu. Te descubri por casualida en una web sobre cine donde eli una critica tuya, te busque en internet y di con el blog. Llevo un mes leyendote, y la vberdad es que casi siempre merece la pena el exfuerzo. lo hago desde mi trabajo cuando el resto de compañeros desayunan.
    Tenemos la misma edad, yo tengo 45, y gustos parecidos. Yo tambien curro de noches.
    Antes todo animarte a seguir. Tienes un estilo personal, guason y sentido. Oye, tu nombre me sonaba, cuando dijiste lo de los cabrones de astiberri me acorde ¿tu escribiste cosas en la trama? Yo tambien leo comic europeo, y la pillaba cuando podia en la librería.
    Un abrazo

    Manu

    ResponderEliminar
  7. ¡Kagonmismuleax, Blade!
    ¿No te lo decía iNino hace un rato? ¡Estás endemoniado!
    ¿La desdentada alcaldesa sex symbol? Mientes más que un político.¡Ya sólo te falta decir que me parezco a Ronaldo!

    Sí, el mimetismo de los memos es siempre un más de lo mismo.
    Otra cosa son las memas, ¡me encantan ataditas y con collares al cuello.
    Espera, ¿qué hago yo hablando contigo? ¿Tú y yo no nos pegamos en iKong, Godziya y Gromenaguer se citan en Barwater?
    ¡Pecadorrrl!
    ¡Estás hecho un torpedo vaginalllr!
    No puedor, no puedor…
    Voy a llamar al fistro de Mar-ce-lino-Jo-sé…

    iKong

    ResponderEliminar
  8. ¡Cu cu! ¡Manu, soy Mar-ce-li-no-Jo-sé::
    Oye… ¿por casualidad tú no serás de los que escriben desnudos frente al ordenador, eh, machote?
    ¿Así que nos descubriste por casualidad? Bueno, si tú quieres, quedamos un día y nos vamos conociendo. Ya que me buscaste en Internet, tendré que buscar una forma de compensarte.
    ¿Así que trabajas por las noches? ¿Y trabajas mucho?
    Si estás cansado, te puedo dar un masaje.
    Perdona cuqui, pero viene por aquí mi novia.

    Pues sí, tío. Cuando quieras quedamos y nos tomamos unos pelotazos. Conozco un bar que la camarera tiene unos calderos.
    Gracias por leernos


    Mar-ce-lino-Jo-sé

    ResponderEliminar

Hola, gracias por tu tiempo de lectura.